17 mayo, 2008

Creer con optimismo


No quiero decir mucho, sólo quiero vagar con la mente por ahí, decir lo que salga y creo que va por agradecer estos medios que la técnica pone en nuestras manos para poder dejar señales de que los cristianos estamos bien metiditos en el medio de la sociedad para aportar lo nuestro, para dar testimonio de coherencia con nuestras vidas, y no es que seamos perfectos, porque está claro que no lo somos, pero tenemos la honestidad de reconocerlo y tratar de adaptar nuestra conducta al modelo más humano que existe, el modelo del Logos hecho hombre: Jesucristo "verdadero Dios y verdadero hombre", nuestro maestro y guía. De paso somos las personas más optimistas que hay, y cuando no lo somos, nuestros hermanos y las otras personas -de la línea de pensamiento que sean- debieran pedirnos cuentas por no saber dar las razones de nuestra esperanza. Si cayéramos en el pesimismo debiera ser por debilidad, poco tiempo, pues rápidamente -salvo enfermedad o tibieza espiritual, que es una peligrosa falta- debiéramos reaccionar y recordar que el Señor nos ha dicho: "Confiad: Yo he vencido al mundo"

Lo de pedir cuenta a un cristiano por no estar a la altura de lo que nos ha dejado el Señor no es algo en el papel, ( o P.C en este caso) pues alguien me lo hizo notar una vez en este sitio. Me preguntaron que porqué se me notaba un rasgo de pesimismo, y en ese momento tenían razón.
Espero ir siendo cada vez más un apóstol de alegría y esperanza y si no, ¿me lo cobran, por favor?


4 comentarios:

Profeballa dijo...

Nada que ver siempre te he notado optimista, y me los has transmitido. Te ruego oraciones porque en verdad yo no estoy muy optimista pero quiero estarlo y lucho.
Saludos

Milkus Maximus dijo...

Coincido con profeballa: si hay algo que transmite este blog es optimismo.

Testimonio de quien visita a menudo para encontrar un poco ;)

Aeronauta dijo...

Muchas gracias, Carlos y Milkus. Verdaderamente a veces peco por bajárseme el ánimo. Uds. me han ayudado a no verme tan así y hacer el esfuerzo de ir más allá de mi estado anímico para centrarme en lo MACRO, y es que: "no se ha acortado el brazo del Señor", pese a mis personales debilidades, faltas y pecados.

j.a.varela dijo...

Muy buen post Ale.

j.a.varela