16 enero, 2006

De la filosofía a la fe

Polémica por despido de profesor en EE.UU



"Publica en su primera página The Wall Street Journal (7 de enero) la historia de Joshua Hochschild, un joven profesor de filosofía medieval del "Wheaton College" (Illinois, Estados Unidos). Nacido de padre judío y madre luterana, no mostró ningún interés por la religión hasta que empezó sus estudios en la universidad de Yale. Mientras estudiaba filosofía llegó a la conclusión de que muchos problemas filosóficos tienen sus raíces en cuestiones religiosas. Después de un recorrido espiritual, Hochschild fue recibido en la Iglesia católica en la Pascua de 2004.


Esa decisión le ha costado el puesto de trabajo, pues "Wheaton College" defiende su identidad protestante: aunque no está dicho explícitamente que un católico no pueda enseñar allí, cada año el cuerpo docente debe subscribir una declaración de principios, entre los que figura el primado de la Sagrada Escritura como sola autoridad suprema. La destitución, de todas formas, no ha sido una sorpresa, pues el interesado sabía a lo que se exponía.

El largo texto de The Wall Street Journal pone de relieve el renacer en los “colleges” cristianos de la propia identidad religiosa. El punto que me ha llamado la atención es el comentario de la mujer de Hochschild, que es episcopaliana, sobre una de las causas que influyeron en la conversión de su marido: su rechazo ante la “sospecha” que observaba en muchos protestantes hacia la filosofía, el miedo a que aprender filosofía pudiera mermar las convicciones religiosas de los estudiantes. Sin el propósito de hacer comparaciones, pienso es un buen elogio a la apertura mental que caracteriza la visión católica de la vida, a pesar de cuantos insisten en la caricatura del oscurantismo."


Hoy encontré en El Mercurio de Santiago de Chile algo sobre este tema de tantas aristas, pero al buscarlo para copiar el enlace y comentarlo, no ha aparecido, no logro encontrarlo en su edición virtual de www.emol.com y me ha extrañado.

Como alternativa he buscado en la red y encontré este resumen para entrar en materia, pues da para mucho.

¿Cómo no sentir simpatía por una persona tan coherente que buscando la Verdad se ha topado con el catolicismo, lo ha abrazado y ha enfrentado lo que sea por su fe? Yo los llamo confesores modernos de la fe, equivalentes a los que, aunque no los martirizaban, arriesgaban todo antes que negar a Dios, pero, la verdad es que ya que no es protestante, les encuentro razón a los responsables de Wheaton College de alejarlo y a él de alejarse, pues si son instituciones confesionales, ¿qué puede hacer ahí?

¿Por qué lo digo? pues porque los católicos tenemos el mismo problema en los Estados Unidos como en otras latitudes, sin ir más lejos acá en Chile, porque una cosa es enseñar mecánica,idiomas o matemáticas y por ejemplo,los chinos, judíos o indios se caracterizan por lo dotados en esas áreas, y otra MUY diferente es enseñar filosofía, teología, ética u otras materias similares que ya caen dentro de ciertas concepciones culturales y antropológicas muy difíciles de delimitar.

Personalmente considero que tener cuidado en esos temas no es discriminatorio, pues hay otras instancias de educación para buscar otros enfoques, y no se puede obligar a quienes sí tienen una línea editorial, de pensamiento o doctrinal a una gama variopinta de educadores, periodistas, colaboradores etc. en áreas tan sensibles como esas.

No me gusta que Joshua tan joven y simpático lo dejen momentaneamente sin trabajo*, pero igualmente han exigido que las universidades católicas muestren las posiciones contrarias a la fe bajo capa de pluralismo. Estoy pensando en unos ciclos de conferencias sobre el aborto en que se invitó a mujeres "pro choice" a dar conferencias y hacer proselitismo ¡dentro de las universidades católicas!, en sus campus y sus aulas. También se ha obligado a dispensarios católicos a fomentar métodos anticonceptivos, repartirlos entre sus pacientes y a no poder ni preguntar lo que los candidatos a empleados en áreas tan especiales piensen. En fin, hay mucho paño que cortar.

Por ahora, los dejo con lo que he encontrado y si alguno puede aportar al tema propuesto, sea bienvenido. No temo la discusión en lo opinable, al contrario, pero déjennos el espacio para lo intransable de nuestra fe y de la de los demás.

*Lo de momentáneamente sin trabajo es verdad. ¡Vean otro caso similar en el de Scott Hahn!

8 comentarios:

hna josefina dijo...

Al link no pude entrar porque no sé inglés; pero con tu post estoy totalmente de acuerdo. ¡Ojalá le den pronto trabajo en una universidad católica!
Un abrazo

Aeronauta dijo...

Hermana Jo: Ahora puse uno en castellano ojalá te guste :)

hna josefina dijo...

¡Me encantó! ¡Muchísimas gracias!:)

apostolcarlos dijo...

Hola M° pero no te parece que es muy radícal esta posición, porque no estaría mal que dejemos a los hombres de buena voluntad, aunque sean de otras religiones, darnos un poco de su perspectiva en las universidades católicas. No sé, a mí me gusta el pluralismo siempre y cuando respeten un centro político, un conjunto de valores comunes como es la democracia y el respeto a los derechos humanos. Ahora estoy metido en un estudio de las grandes religiones, y siento gran empatía con ellas. Todos somos hombres en búsqueda de la verdad.
un abrazo,
CArlos

Aeronauta dijo...

Te estaba contestando "bien bonito" y se me fue a no sé dónde, pero no importa, comienzo de nuevo :)

Mira, yo creo que puede haber pluralismo en todo lo que sea técnico, tal como trato de decir acá en mi post y en mis comentarios sobre el tema, pero no en lo que toque fe y valores porque conozco ya demasiado de personas que han perdido la fe en las universidades católicas, incluso pontificias y que no han sabido o podido cuidar este tema fundamental: para eso se crearon las universidades católicas, para impregnar la ciencia, el conocimiento humano --incluyendo la teología--de los valores cristianos, evidentemente, pues hay excelentes universidades que de nuestros valores no tiene nada o muy poco, ¿no?

Por ello, entre otras veces que tocó el tema, Juan Pablo II "Magno" sacó este documento que de seguro conoces por lo estudioso que eres:

CONSTITUCION APOSTOLICA
DEL SUMO PONTIFICE
JUAN PABLO II
SOBRE LAS UNIVERSIDADES CATOLICAS


Sin ir muy lejos, este semestre he debido leer yo unas fotocopias entresacadas de lo más desalentador de los nihilistas y otras yerbas,para un curso teologico obligatorio, en que un compañero de mi hija se lo pidió con el sigiente comentario: "con esto, el que tiene fe, la pierde," Ella no quiso leerlas y debí hacerlo yo para contraargumentar para el chiquillo, no para el profe, que no matizó ni dio el antídoto a sus alumnos que sí debían dar una prueba sobre esas lecturas "escogidas".

De verdad yo me pregunto sobre las cuentas que deberán dar ante Dios los que tanta responsabilidad tienen. Con dolor te cuento de alguien muy cercano a mí, que ahí, en esas instancias, le dieron los refuerzos a sus dudas y hoy no sólo no tiene fe, sino que es franco enemigo de Cristo, agnóstico y burlón.

Lo que comento sobre las instituciones católicas, lo acepto para las que no lo son mientras no atenten contra la dignidad humana, sus derechos esenciales, etc.

Hasta lo de la democracia podría pasar,pues no es dogma de fe ni excluyente de otros sistemas que quizás ni se nos han ocurrido, pues perfecta y acabada no es: ahí tienes a tu Chávez que es una piedra en el zapato de la democracia (y otros también) ¡si hasta Hitler fue elegido democráticamente!

La democracia es lo mejorcito que tenemos, pero que lleva la semilla de su propia destrucción, creo que la lleva.

Pero ese es otro tema y no soy experta: sólo lo sufro.

apostolcarlos dijo...

Gracias por tu larga respuesta, me honrras con ella.
Te entiendo, pero te digo lo que digo porque se muchos de nuestros hermanos que se les va la mano en las universidades católicas, y los chamos terminan por no saber nada, porque sólo saben una sóla cara de la realidad y cuando salen al mundo están indefensos e ignorantes, y nosotros creyendo que hacíamos bien mostrando sólo lo católicamente correcto. Es mi opinión: hacemos mal al ser así, prefiero darle a mis chamos (pibes) todas las doctrinas señalando los errores de algunas según la Iglesia, pero M° yo no puedo hacer nada si por más que lucho por mostrarles el bien ellos se van por el mal, sólo me queda rezar. Lo que veo es que cuando le ocultamos la realidad (otras doctrinas) a los chamos, estos terminan molestándose y estas ideas se le hacen más atractivas, quizás precisamente porque se las ocultamos. Estoy de acuerdo contigo: explicamos el mundo (libros "escogidos") y a la vez le damos el antídoto, pero de mi parte te digo es mal ocultar el mundo. Mostremos el mundo y demos el antídoto, eso es lo que hago. Censurar me parece horrible y este "remedio" al final es peor que la enfermedad.
Con respecto a la democracia, es defectuosa pero es lo más preciado que tenemos en lo político, y así lo ha reconocido la Doctrina Social de la Iglesia.
Sigo rezando por lo que me has pedido.
Saludos

Aeronauta dijo...

Sí, la democracia es aceptada y hasta recomendad por la DSI, pero nunca se ha dicho que es el único modo de darse una autoridad, pues si alguna nación decidiera, pongo por ejemplo, tener reyes, o mandatarios vitalicios, u otras opciones legítimas que respetaran los derechos naturales y la dignidad del hombre, también es aceptable.
Mientras no se invente algo mejor, la democracia es lejos lo mejor y lo único que tenemos, de ahí que me duela que la usen algunos con fines inicuos, como legislar contra la vida (aborto, eutanasia) leyes contra la familia (matrimonios sucesivos o del mismo sexo, etc).
Gracias por tus oraciones, yo también me acuerdo de tus necesidades :)

apostolcarlos dijo...

Estamos de acuerdo.
GRacias!